igreja de sao domingos 640

En el post anterior visitamos la sinagoga portuguesa de Amsterdam construida por la comunidad sefardita, española y portuguesa. Una de las razones porque existía y existe esa comunidad es porque llegaron huyendo de la persecución religiosa durante los siglos XIV, XV y XVI que sufrieron en sus países de origen. Durante el btlisboando vimos uno de los escenarios de esa persecución. Nos estamos refiriendo a la iglesia de Santo Domingo o Igreja de São Domingos cerca de la estación de Rossio.

Se trata de una iglesia construida inicialmente en el siglo XIII que es conocida por las tres desgracias que ha sufrido. La segunda y tercera desgracia están relacionadas con catástrofes naturales, un terremoto y un incendio. El 1 de noviembre de 1775 un terremoto y posteriormente un tsunami que afectó a la zona de Baixa, destrozó el convento de Santo Domingo del que formaba parte la iglesia dejando en pie solamente la capilla. Ese terremoto es de los más fuertes que habido en toda la historia y obligó a reconstruir toda esa zona lo que se aprovechó para crear avenidas y plazas más anchas que hay hoy en día. Y en la caso de la iglesia reconstruida según el estilo barroco de la época en vez del gótico que le correspondería por ser su primera construcción del siglo XIII. Pues como si el terremoto no fuera suficiente el 13 de agosto de 1959 sufrió un devastador incendio que dañó su interior gravemente. A pesar de varias restauraciones, esos daños siguen siendo visibles hoy en día en su interior, en las paredes se ven ennegrecidas por el humo y se nota la falta de esculturas y pinturas.

Iglesia Santo Domingo

Estos dos hechos parecen de castigo bíblico como las plagas de Egipto y otras efemérides bíblicas. Sobre todo si tenemos en cuenta cual fue la primera desgracia relacionada con la persecución religiosa contra los judíos. A principios del siglo XVI había casi 100.000 judíos españoles refugiados en Portugal debido a la expulsión de los reyes católicos en 1492. En 1497 fueron obligados a convertirse al cristianismo bajo pena de expulsión del país o condena a muerte. Hubo judíos que aceptaron convertirse al cristianismo, como había pasado en otros lugares se les seguía teniendo cierto recelo de que fueran cristianos auténticos. Eso coincidió además con un brote de peste negra, lo que en otras épocas siempre ha generado tensiones entre cristianos y judíos. Las epidemias de peste negra se dan siempre por condiciones insalubres provocadas por falta de higiene donde curiosamente los judíos raramente enfermaban, algo que para los cristianos era muy sospechoso. Pero tiene una explicación muy sencilla, en la religión judía el agua es muy importante y su uso muy extendido y reglamentado para purificar las personas e incluso objetos. En cambio para los cristianos sobre todo en esa época consideraban que si “tu corazón / espíritu estaba limpio”, es decir te portabas bien según los cánones establecidos, tu cuerpo también lo estaba. Siglos han tenido que pasar para que se dieran cuenta que son temas independientes. Pero en ese época este tipo de cosas eran el caldo de cultivo perfecto para que se diera pie a todo tipo de enfrentamientos a la mínima de cambio.

Iglesia Santo Domingo

Eso fue lo que paso en la semana santa de 1506 justamente en la iglesia de Santo Domingo, un pequeño hecho ocasionó una gran matanza contra centenares de judeoconversos conocida como Massacre de Lisboa de 1506, Pogrom de Lisboa, o Matança da Páscoa de 1506. Cuando hay cierta tensión cualquier cosa sirve para prender la mecha para desastres como este. El 19 de abril de 1506 estaba un grupo de gente entre los cuales un cristiano novo o judeoconverso rezando en el convento de Santo Domingo para acabar con la peste negra. Pues en un momento dado uno de los cristianos “antiguos” le pareció ver el rosto de un cristo que había en la iglesia iluminado y consideró el y el resto del grupo que eso había sido un milagro. Pues el pobre cristiano novo se le ocurrió decir que no estaba de acuerdo, que le había parecido que había sido un simple reflejo. Los demás por supuesto se le echaron encima, que quien era él para decir eso y no estar de acuerdo, que si no tenia suficiente fe y que no era buen cristiano. A parte de decirle de todo menos guapo, lo apalearon hasta morir. Lamentablemente eso no fue un hecho asilado y se convirtió en la excusa perfecta para atacarlos a todos, animados parece ser por los frailes dominicos del convento. La ignorancia de la mayoría de la gente contribuía a este tipo de hechos, eso les convertía en manipulables fácilmente. Para bien o para mal, una de las victimas de las revueltas era un noble judeoconverso no judío que mataron por error, lo que obligo a las tropas del rey a intervenir y parar las revueltas después de tres días. Pero el daño ya estaba hecho y aunque fueron castigados los frailes y demás participantes, el clima antisemita siguió aumentando y cuando en 1540 empezó a funcionar el Tribunal del Santo Oficio, es decir la inquisición. Eso provocó la emigración masiva de judeoconversos a lugares más seguros y tolerantes como Amsterdam. Cuando visité la iglesia de Santo Domingo con Lara de Inside Lisbon y nos contó la historia, sospeché que había cierta relación entre la sinagoga portuguesa de Amsterdam y este lugar como parece ser.

La Igreja de São Domingos y la masacre de Lisboa de 1506

Los comentarios están cerrados.