termas-diocleciano
Claustro Grande de “Michelangelo” en el Museo Nacional Romano de las Termas de Diocleciano

Si en el post anterior hablábamos de termas romanas en Gijón, en este lo hacemos de termas también romanas en la ciudad que fue la capital del Imperio, Roma. Entre la cantidad de restos de esa época gloriosa de la ciudad, son conocidas dos termas usadas por los antiguos romanos, las de Caracalla y las de Diocleciano. En nuestro último viaje a la capital italiana, optamos por visitar las de Diocleciano, por ser las más grandes y con la misma entrada entrar en otros edificios.

Sala del Museo Termas de Diocleciano
Sala del Museo Termas de Diocleciano

Las Termas de Diocleciano eran las termas grandes de la ciudad construidas en el siglo III después de Cristo y podían ser utilizadas por 3000 personas a la vez. Hoy en día es una de las sedes de los Museos Nacionales Romanos donde además de ver restos de las antiguas salas, se pueden exposiciones de como era la vida en Roma. En realidad la parte dedicada a las termas propiamente dichas parece menor porque el espacio expositivo ocupa varias plantas del edificio donde se encuentra el museo.

DSC_0187
Interior Basilica de Santa Maria de los Ángeles y Mártires

La zona que ocupaban las termas fue aprovechada para realizar otras construcciones. Una de ellas la adjunta basílica de Santa María de los ángeles y de los mártires cristianos, Basilica di Santa Maria degli Angeli e dei Martiri Cristiani. Esa basílica formaba parte de un convento de la orden del Císter que el pontífice de la época encargó construir a Miguel Ángel. Esa basílica no forma parte del museo nacional y se puede visitar de forma gratuita. Ese convento que se construyó en el centro de las termas y alberga el museo, tiene una serie de claustros, de jardines con columnas alrededor, típicos en estas construcciones. Uno de ellos, el más grande, Chiostro Grande es conocido como el de Miguel Ángel porque existe la creencia que el conocido artista lo construyó. Pero lamentablemente eso no es cierto, las fechas de construcción del claustro y la basílica que si construyó no encajan. Aun así el claustro es una maravilla arquitectónica también ocupada por obras del museo.

Sala del-museo de las termas de Diocleciano con restos prehistóricos
Sala del Museo de las Termas de Diocleciano con restos prehistóricos

En el museo hay un poco de todo, lapidas, objetos más cotidianos porque hay exposiciones sobre economía, escritura y todo lo relacionado con la época prehistórica y romana. Es un museo de tipo clásico, en las salas se encuentran objetos y paneles simplemente.

Piazza-de-la-Reppublica-de-noche
Piazza de la Reppublica de noche

Se encuentra cerca de la estación de Termini enfrente de la Plaza de la República. La forma de esa plaza con sus columnas a ambos lados es idéntica y del mismo tamaño de la sala de entrada o exedra que estaba ahí mismo. Cuando se construyó la plaza a finales del siglo XIX, inicialmente se le dio el nombre de piazza dell’Esedra, hasta que después de la Segunda Guerra Mundial se le puso el nombre de Piazza della Repubblica.
La entrada normal cuesta 7€ y es válida durante 3 días para visitar también Palazzo Massimo, Palazzo Altemps, Crypta Balbi.

Palazzo Massimo Exterior
Palazzo Massimo Exterior

Así que aprovechamos para visitar el Palazzo Massino también llamado alle Terme. El terreno era parte de una finca que se tiró abajo para construir la estación de Termini. Un religioso jesuita apellidado Massimo se hizo con él y mandó construir un centro de formación. En 1981 lo compró el estado italiano porque estaba en desuso y tras la rehabilitación se abrió como una sede más del museo nacional.

Mosaicos Palazzo Massimo
Mosaicos Palazzo Massimo

Aquí se puede ver colecciones de monedas y numismática, escultura y una planta entera dedicada a mosaicos. La colección de monedas lo que hace es mostrar la historia del dinero hasta el siglo XXI con las monedas virtuales. Ahora bien con la visita a la parte de los mosaicos, frescos y estucos ya vale la pena aprovechar la entrada a las Termas.

 

Visita a las Termas de Diocleciano y alrededores