Etiqueta: rijksmuseum

Rijksmuseum, mucho más que pintura holandesa

Rijksmuseum, mucho más que pintura holandesa

Rijksmuseum 640

El último día que estuvimos en Amsterdam antes de ir a la estación de Amsterdam Centraal para subir al Thalys para ir a Bruselas, visitamos el considerado el museo más impresionante de Amsterdam, el Rijksmuseum. Lo dejamos para el final porque utilizamos el cupón de tulipán de la Holland Pass. La iamsterdam card no se admite en este museo.

El Rijksmuseum
es un edificio de ladrillo rojo parecido a la estación central del post anterior ya que comparten arquitecto Pierre Cuypers. Inaugurado en 1800 en La Haya, pocos meses después del museo del Louvre en París. En 1808 por orden del Luis Napoleón hermano de Napoleón Bonaparte se traslado al Palacio Real de Amsterdam, ocupando el edificio actual en 1885 en Museumplein cerca del museo Van Gogh.

Amsterdam

Museo del Reino es la traducción literal de Rijksmuseum que empezó siendo conocido como Galería Nacional de Arte. La mayor parte del museo esta todavía dedicada a la pintura sobre todo holandesa de todas las épocas. Destaca sobre todo la parte dedicada a los tres grandes maestros del siglo de Oro holandés Rembrandt, Vermeer y Hals pero la colección pictórica reúne muchas nombres de la época.

Amsterdam

Pero el museo alberga mucho más que cuadros, muebles, casas de muñecas, reproducciones de barcos, objetos de plata y bronce y una sala dedicada a la cerámica azul de Delft. Y aunque sea quizá el más clásico de los museos de la ciudad, no es un museo de corte tan clásico como el British, no se hace pesada la visita.

Actualmente el museo esta en fase de renovación hasta 2013 pero sigue abierto al público una parte del museo. Hay también una sucursal del museo en el Aeropuerto de Schiphol con entrada gratuita para visitar antes de dejar el país.

Amsterdam

El Rijksmuseum se puede visitar todos los días de 9 a 18h para evitar las colas es recomendable visitarlo a partir de las 16h. La entrada para adultos cuesta 14€ y es gratuita para los menores de 18 años. Se pueden comprar el mismo día en la taquilla del museo o por internet con antelación.

Como hemos comentado antes la Holland Pass es aceptada y permite además evitar colas. Se puede llegar fácilmente desde la estación central con los tranvías 2 y 5 paradas Hobbemastraat.

Tuliptrip: Amsterdam día 4

Tuliptrip: Amsterdam día 4

tuliptrip-dia-4-640

El último día en Amsterdam hemos reservado para aprovechar los cupones de la Holland Pass. Primero hemos ido al estadio del Ajax para hacer un tour. Hemos ido al estadio en metro y nos ha sorprendido la originalidad de los vagones. A la ida nos ha tocado un tren con los vagones dibujados a lápiz llenos de casas con escaleras y a la vuelta uno con dulces y pasteles dibujados y fotografiados a color.

El tour del Ajax se puede hacer usando los cupones Tulipán o Molino de Viento. Hemos utilizado el cupón molino porque el tulipán lo pensábamos utilizar en otro lugar. La visita dura poco más de una hora, enseñan el estadio, la sala de prensa, la sala vip de los jugadores, un palco privado con bar incluido y los vestuarios de afuera. También explican la historia del club y sus jugadores más destacados.

Después de comer, hemos cambiado el cupón tulipán por entradas al rijksmuseum. Es muy buena opción porque además evita hacer colas. Esta en reformas hasta 2013 pero aun se pueden ver las mas de 400 obras de pintores holandeses, Veermer y demás. También hay una sala dedicada a la cerámica de Delft y una a casas de muñecas. Es un museo muy clásico pero tienen conexión wifi gratuita y no llaman la atención por hacer fotografías.

Después del museo hemos paseado por Museumplein y el mercado de las Flores flotante. Para terminar hemos visto la Openbaare Bibliotek enfrente del museo Nemo.

Mas tarde ha llegado el momento de tomar el tren y dejar la ciudad. El tren thalys ha salido a su hora y poco antes de las 20:00 ya servían la cena de comfort 1. Un cena fría pero bastante completa.
El tren ha parado en el aeropuerto, Rotterdam y Amberes.

Mañana continuamos con el periplo por Bruselas