Tuliptrip: Amsterdam día 3

  • por

tuliptrip-dia-3-640

Hoy hemos empezado el día en el Het Scheepvaart-Museum, el museo marítimo. Esta al lado del museo Nemo y del Museo de Arquitectura. Es un museo que se sorprende mucho, interactivo, moderno sobre el mar y la navegación en Holanda. Aunque lo mas impresionante es la visita al VOC Amsterdam, la reproducción de un magnifico velero. Si alguna vez habéis pensado como se siente uno en un barco mercante de los siglos XVII o XVII, pues allí es posible saberlo, pues esta abierto al publico. También destaca la sala de Globos Terráqueos y la dedicada a conocer el funcionamiento de un puerto. En esa sala también se puede ver un viaje de un contenedor desde que llega al puerto hasta que es descargado a su lugar de destino a través de 4 pantallas de video. Una de las sorpresas de Amsterdam, el nivel de sus museos y este en especial se lleva la palma.

Más tarde ha sido el momento de hacer un recorrido en bus turístico. Esta incluido en la Holland Pass que utilizaremos mañana. Es un tour bastante sencillo con audioguia en diferentes idiomas y con una curiosa parada obligatoria. Ni mas ni menos que una visita guiada a la casa de Diamantes Gassan. Te explican como los pulen y demás, después de ver el museo de los Diamantes en Brujas, pierde para mi mucho su sentido.

Después a la tarde ha sido el turno del museo Van Gogh. Es un museo muy clásico comparado con el resto. Se exponen obras propiedad de los herederos del pintor y se puede conocer su vida. También es posible ver otros cuadros de pintores coetáneos con los que tuvo contacto, Cezanne, Monet, Gauguin y otros. Es curioso ver los primeros cuadros muy oscuros como los comedores de patatas comparados con los coloridos paisajes de Arles con su trazo característico. Se puede ver por supuesto los famosos girasoles y sus autorretratos con sombrero de paja.

Para terminar el día hemos paseado por la plaza Dam y el centro comercial Magna Plaza. Era el antiguo edificio de correos y actualmente incluye tiendas de ropa de reconocidas marcas. Vale la pena para visitar el edificio en si y por su ubicación para tomar después un tranvía a la estación central.

Mañana es nuestro último día en Amsterdam pero aun veremos un par de cosas mas aprovechando la Holland Pass

Hasta la próxima